Nombre (requerido)

Correo electrónico (requerido)

Asunto

Mensaje

Óxido nitroso

En nuestra clínica utilizamos la sedación con óxido nitroso, como una medida para que el cliente pueda someterse a la intervención con absoluta comodidad, de forma relajada y agradable. Este tipo de sedación también recibe el nombre de sedación consciente inhalatoria y el óxido nitroso también es conocido como el gas de la risa o gas hilarante.

Qué es el óxido nitroso

Es un gas que se emplea en medicina desde mediados del siglo XIX para proporcionar al paciente un estado de relajación y reducir los niveles de estrés asociados a la intervención odontológica. Es extremadamente seguro, ya que no es tóxico ni inflamable, es incoloro, insípido, no se metaboliza en el organismo y apenas tiene efectos colaterales. Esta sedación mediante inhalación ayuda al paciente a controlar el miedo y la ansiedad.

En nuestro centro contamos con la formación adecuada para emplear esta técnica de sedación con total garantía.

Cómo funciona

El óxido nitroso penetra con rapidez en las membranas del cuerpo humano concentrándose en los alvéolos pulmonares. Su acción se produce de forma casi exclusiva en el sistema nervioso central. No afecta al aparato circulatorio, sistema circulatorio ni al metabolismo.

Ventajas de la utilización del óxido nitroso

  • No resulta agresivo para el paciente.
  • Efectos inmediatos: los efectos del óxido nitroso se dejan sentir en 15 y 30 segundos después de su aplicación.
  • Rápida recuperación: poco después de que finalice la operación los pacientes pueden marcharse por su propio pie de forma totalmente normal.
  • No causa irritación en las mucosas.
  • No provoca alteraciones cardiovasculares.
  • El óxido nitroso permite su combinación con anestesias locales sin causar molestias al paciente en aquellos casos en que se necesite, ya que sus propiedades analgésicas son limitadas.

Este tipo de sedación está especialmente indicada en aquellos pacientes  que experimentan mucha ansiedad ante el tratamiento dental, tratamientos invasivos como extracciones dentales, adultos o niños ansiosos y pacientes discapacitados.